Pérdida de cabello por estrés

Haber sufrido una enfermedad grave o una operación mayor puede causar una pérdida repentina de gran cantidad de pelo pasados varios meses. Normalmente la razón es el estrés y suele ser temporal.

Padecer una situación de nervios de forma prolongada también puede provocar una caída inusual, la solución en este caso pasa por aprender a controlar el estado de nervios o atajar las situaciones que los provocan, lo habitual en estos casos es recuperar el pelo pasado un tiempo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat